21 4 / 2014

Ayer después de mucho tiempo supe de ti; Es sorprendente la tecnología que estando a mares y años de distancia de eso a lo que solía llamar “nuestro” hace que aparezcas así…
Pero sabes qué es más sorprendente? Lo que más me sorprende es la mente y eso que aún creo mueve al corazón. 3 cosas me hicieron reflexionar al respecto, pero sobre todo e inevitablemente transportaron mi mente y sentidos a más de 10 mil kilómetros y 4 años atrás de donde hoy estoy.

Tal vez después de años tengas noticias de mí, probablemente las más superficiales como las que yo he podido recibir de ti en los últimos años, por ejemplo que todo marcha bien en tu vida, que cuentas con salud y múltiples bendiciones por las cuales aunque no creas agradezco cada día y pido a quien deba pedir te sigan rodeando.

Volviendo al tema de la mente y corazón (aunque al hablar de ti, todo tiene en gran medida que ver con estos dos)…

El saber de ti comenzó en el que podría considerar el lugar más romántico en que he estado (pero no)…Rodeada de corazones, romanticismo y parejas por doquier… Después de un tiempo mis labios se abrieron para pronunciar tu nombre y repetir una vez más lo afortunada que fui de sentirme tan amada pero sobre todo tan feliz.

El segundo indicio fue una pregunta que desde siempre y a la fecha ha hecho retumbar cada uno de mis sentidos… “¿ya lo superaste?” leí, fue inesperado  y aunque el duelo que acompañó el sacarte de mi vida terminó ya hace tiempo, titubeé al contestar un breve “si”… Por primera vez creí te sabría feliz con alguien más, y aunque en un inicio la pregunta inevitable  ”¿por qué yo no?” (pues no, desde entonces no lo he sido) me aturdió un poco, me sentí más que feliz al imaginarlo…

El tercero, y el que me enfrentó con la realidad fue uno un tanto triste; Aunque mi intención jamás sería psicoanalizarte ni mucho menos… te supe solo (en el aspecto sentimental), y como de sobra y por experiencia propia sé que es una realidad que sin duda se disfruta, y en donde se aprende tantísimo… eso no fue lo que me dolió (raro no? después de varios años sigue está palabra en el vocabulario de lo nuestro, aunque debo confesar ya casi ha desaparecido).

Hoy, 4 años después el destino me hace escribir algo que no estoy segura aún si llegará a ti… Pero al igual que siempre, algo que ha sido escrito con el corazón en mano, hoy le escribo al tú de ayer (al de hace 4 o 5 años), pues hoy tus actos me hacen cuestionar si has olvidado eso a lo que aún llamo “nuestro” y en un intento más que de recordártelo, de no permitirme a mi misma olvidarlo… pues no negaré que el coraje de saber lo que en su momento fue nuestro tan poco importante, me hizo pensar que no valía la pena aún recordar… Pero sabes? yo aún creo que fue amor… y aún creo que algo tan sagrado como el amor merece respeto, todo lo que sentí no creo merezca morir por cosas insignificantes… el coraje y la melancolía me hicieron ver las viejas fotos, e inevitablemente revivir los viejos sentimientos y lo que más hice fue sonreír… Eso me hizo notar que aún creo, aun creo en muchas cosas.

-Creo que todas las lágrimas valieron cada segundo de felicidad a tu lado

-Creo que 5, 6, 7, o 10 años no harán borrar el hecho de llamarte mi primer amor

-Creo aún que el lugar más romántico en que he estado hasta el momento son tus brazos

-Creo que nunca te voy a superar (y no se entienda esto de la manera loca, desquiciada y psicópata.. aunque qué es el amor sino locura)… nunca voy a superar la sensación del primer beso, la primera mentira piadosa para estar contigo, las primeras horas colgada de las pestañas de alguien, la primera vez que alguien me hizo sentir volar, la primera entrega total, la primera vez que confié tanto y tan ciegamente en alguien que de alguna forma llegó a integrarse en mi ser…

-Creo en ti como persona, creo que aún vivo en ti, creo que todos cometemos errores, creo que todos merecen segundas oportunidades; y aunque nosotros sobre pasamos el número, creo que las merecemos con alguien más

-Creo que más que nadie creo mereces ser muy feliz

-Creo sobre todo en el amor, y en gran medida gracias a ti

Todo lo que creo y deseo para ti, tal vez está de más decir…

Al ser lo nuestro algo tan tuyo y tan mío, deseo y creo lo mismo para mí.

He escrito esto como una forma de recordar, de no dudar en ese amor que sé que volverá a tu vida y a la mía, tal vez con otro rostro, nuevos nombres, nuevas experiencias, tal vez a pasos o mares de distancia…

Le deseo al tú de ayer y al de hoy que nunca dude en lo que estoy segura fue real, pues yo nunca, a pesar que con el tiempo pueda doler menos o más, jamás lo voy a olvidar.

Siempre… nuestro

05 1 / 2014

Incongruencia es mencionarte para decir que no me acuerdo de ti

Incongruencia fue necesitarte sabiendo que ya no estabas ahí

Incongruencia eres tú e incongruencia soy yo

Incongruente es pensarte en cualquier rincón

Incongruencia abrazarte y no sentir calor

Pero es más incongruente aún recordar tu olor

Fue incongruente engañarme cuando ya no estoy yo

incongruente intentar borrarte cuando tú ya no estás

Pero más incongruente soñar que volverás

Fue incongruencia besarte en los labios de alguien más

E incongruencia es vivir solo para recordar

Seguir enamorada del que no serás jamás

28 9 / 2013

“Spring, Daffodils and tulips, a long train journey, a peacock, bed and breakfast. a joint bank account, listening to you snore for years and years, to go to a parents’ evening and our child’s a genius, actually, all three of our kids… Being with you. being with you. being with you. Just being with you “

18 8 / 2013

Cuando te vimos venir, los fantasmas del pasado y yo sonreímos. Yo por encontrarte, ellos por liberarse

29 7 / 2013

Ese acto ya vuelto hábito de buscar tu mirada en los ojos de los demás,

de probar sus labios por tu sabor encontrar

de acercarme tanto, con el fin de sólo tu fragancia recordar

de sentir tu tacto en las manos de alguien más

de abrir mis oídos para tu timbre en su voz hallar

de estar con alguien por darle una “oportunidad”

pero es que hay tanto de ellos que no dejo en ti de pensar

y es que hay tanto que no es tuyo que no me deja continuar

29 7 / 2013

Tanto tiempo esperé que se arrepintiera de haberme dejado, que no pude notar que debía agradecer que ya todo hubiera terminado

03 6 / 2013

Ese inevitable deseo de ser lo que por naturaleza se nos ha sido negado, esa admiración y ganas de ser aquellos que dejan ir, esas mujeres que reciben serenatas, que son convencidas con flores, ellas; las que dicen “nunca más”, las que reciben solicitud tras solicitud, carteles, pancartas, dedicaciones, joyas, las que no sufren por que saben cuando parar…

Pero qué es el amor si no entrega total y ciega, ese amor… el que no busca ni excusas ni pretextos para condicionar una caricia, una mirada o un beso, esa maldita o bendita necesidad del otro, de la esencia del otro, de la imagen del otro, de la idea, de la vida que el otro proporciona al propio ser, a la propia alma.

Ese amor, el que por el mismo no necesita ser correspondido, el que no necesita de presencia para alimentarse, para crecer, el amor ciego, el amor; ese, el que “apendeja” y el que sin dudas nos regala un viaje redondo y todo pagado a la dicha, esa dicha la que duele, pero bonito… el amor, ese que por naturaleza es el único que somos capaces de brindar, el único que conocemos.


Bien dice Sabines.. “Los amorosos son los insaciables, los que siempre -¡que bueno!- han de estar solos.”

03 6 / 2013

Tanto deseé decirte “te extrañé” viéndote a los ojos y en medio de un beso que pareció un deja vú cuando sucedió…

03 6 / 2013

Me ocupas, y digo ocupas por que yo te necesito… y tú, tú ocupas cada pensamiento, cada idea y cada sentimiento…
Por eso aunque yo te necesite, te extrañe y te piense. TÚ me ocupas

24 2 / 2013

Es perfectamente natural que te acuerdes de él a la hora de las nostalgias, cuando uno se deja corromper por esas ausencias que llamamos recuerdos y hay que remendar con palabras y con imágenes tanto hueco insaciable.

-Julio Cortázar

23 2 / 2013

Quiero gritar que te extraño, no para convencerte de que regreses, no para que te arrepientas de haberme dejado, ni para que lamentes el no haber luchado…
te quiero gritar que te extraño por que sólo quiero que sepas que lo hago.

23 2 / 2013

¿Por qué todavía te extraño?

23 2 / 2013

Y si a veces al escuchar la palabra AMOR, te traiciona tu subconsciente y soy lo primero en tu mente

23 2 / 2013

No te pido que toques a mi puerta con arrepentimiento, no te pido que vengas a mi casa y susurres un “aún te quiero”, no te pido que me extrañes, o me llores en las noches como yo aún no puedo dejar de hacerlo, no te pido ni flores, ni serenatas, ni globos de colores, no pido que aceptes tus errores, ni que hincado me pidas perdón, yo no pido que cuando alguien más quiera entrar en tu vida tu le digas que no. Sólo quiero una señal, una señal que confirme que mi amor por ti fue por lo menos la mitad de importante en tu vida que el tuyo por mi en la mia.

23 2 / 2013

Sólo que nunca imaginé que los días como hoy en que tengo ganas de llorarte, fueran a durar tanto